CLEAS. Pocas Aseguradoras. Muchas exclusiones

El CLEAS o Clearing Asegurador, es un sistema de compensación de siniestros desarrollado por CESVI ARGENTINA S.A. que comenzó a operar en el año 2007.

Se trata de un sistema de gestión de siniestros en el cual, en el caso de cumplir con todos los requisitos exigidos, producido el accidente de tránsito entre dos vehículos asegurados en las compañías adscriptas a esta operatoria, la aseguradora del vehículo no responsable en el siniestro, se hace cargo de la reparación integral del vehículo de su asegurado, equiparando la situación a tener una cobertura de todo riesgo sin franquicia. Posteriormente a ello, la compañía de seguros que abonó el siniestro, inicia los trámites de ¨repetición¨ contra la otra compañía interviniente. La idea es que el asegurado no responsable en el hecho, haga la denuncia en su compañía de seguros y ésta le repare el vehículo, sin necesidad de realizar reclamo alguna en la compañía del tercero y evitando de esta manera judicializar el siniestro y la mayor cantidad de gastos que generaría si éste decide contratar un letrado o bien recurrir a la vía de la mediación. Asimismo, este sistema no posee costo adicional alguno para el asegurado.

Actualmente en el mercado hay 10 cías de seguros que operan con esta modalidad a saber: Allianz, La Segunda, Mapfre, QBE La Buenos Aires Seguros, Rio Uruguay, RSA El Comercio, Rivadavia Coop, Sancor Seguros, San Cristóbal y Zurich, las cuales representan en total el 40% del mercado automotor.

Requisitos para acceder al sistema:

-          Que ambos vehículos intervinientes estén asegurados en compañías adscriptas y cuenten con cobertura.

-          Que se trate de un choque entre dos vehículos (ver exclusiones).

-          Que el siniestro haya ocurrido dentro de la República Argentina.

-          Que sólo se reclamen daños materiales inferiores a $ 86.000.-

Exclusiones: no se podrá utilizar esta operatoria para casos:

-          Donde intervengan motos, camiones y ómnibus de más de 9 toneladas de peso, casas rodantes, furgones, acoplados, semirremolques, máquinas agrícolas.

-          Siniestros producidos entre vehículos asegurados en la misma cía.

-          Accidentes donde haya destrucción total del vehículo, lesiones o muertes.

-          Daños materiales mayores a $ 86000

-          Daños a vehículos cuando no haya colisión directa entre los mismos.

-          Accidentes donde intervengan más de dos autos (choque en cadena)

-          Siniestros donde se reclame algún rubro adicional a la reparación (privación de uso, desvalorización, lucro cesante)

-          Hechos donde haya existido juicio o mediación previo.

Tramitación.

Una vez recibida la denuncia por la Aseguradora, ésta subirá la misma al sistema CLEAS, junto con la tabla de responsabilidad, consultando a la otra compañía de seguros si la acepta o rechaza. Aceptada ésta, lo cual deberá ocurrir en un plazo de 7 días hábiles de recibido el reclamo, la acreedora (entendida como la aseguradora del vehículo no responsable en el hecho) realizará la valuación de los daños de su asegurado y procederá en caso de acuerdo a confeccionar la correspondiente reparación a su cargo.

Los talleres donde se realizará la reparación del vehículo pueden ser designados por la aseguradora o bien ésta puede proponerle a su asegurado que sea él quien lo elija.

Finalmente vendrá la etapa de compensación mediante módulos entre las aseguradoras, la cual se actualiza trimestralmente.

Conclusión.

Si bien como idea la creación del CLEAS, en teoría debería ser de mucha utilidad, atento que evita a cada asegurado tener que realizar reclamos, juntar documentación, contratar los servicios de un letrado, la realidad indica que hasta el día de hoy pocas compañías le han encontrado utilidad al sistema (esto se ve reflejado en que si bien CLEAS arrancó en el año 2007, a 7 años de su creación solamente se han sumado 3 compañías).

La problemática que genera para las aseguradoras es que adherirse al sistema trae aparejada la creación de un sector específico dentro de la compañía dedicado a la atención de estos casos, con el costo que ello implica, sumado a la dificultad de medir la cantidad de mediaciones o juicio evitados por haber ingresado al sistema. Por último también, el ingreso a esta operatoria implica la atención del 100% de los casos en donde el asegurado es responsable (que de otra forma, no todos los casos con responsabilidad terminan en un reclamo ante la aseguradora).

Desde la óptica del asegurado, existen pocas compañías en el mercado que brindan este servicio, además no todos están dispuestos a aceptar como indemnización únicamente la reparación de su vehículo, dejando de lado otros rubros, y aún en caso de querer hacerlo existen muchas exclusiones para acceder al sistema que dificultan su incorporación.

La pregunta a realizarse e. ¿se compensa el costo de utilización del sistema CLEAS con los supuestos beneficios que el mismo brinda?



Compartir en:
[Facebook] [Twitter]

Los comentarios están cerrados

ANUNCIO

SegurosAlDia.com 2016